EL FRANCÉS SEBASTIÁN CASTELLA ANUNCIA SU RETIRADA DE LOS RUEDOS

Castella pasea en triunfo una oreja en la plaza de Pamplona. Fotografía: Javier Arroyo.

Castella pasea en triunfo una oreja en la plaza de Pamplona. Fotografía: Javier Arroyo.

En Navarra ha toreado tres tardes como novillero y veinticuatro como matador de toros.

Sebastián Castella se retira de los ruedos. El torero francés ha anunciado mediante una carta enviada a los medios que deja el toreo coincidiendo con el vigésimo aniversario de su alternativa y cuando todavía tiene pendientes dos compromisos anunciados esta temporada, este domingo en Vila Franca de Xira y el viernes 9 de octubre en Antequera.

De esta manera cuelga el traje de luces tras una larga trayectoria que comenzó con su presentación en público como becerrista en la ciudad francesa de Aignan el 30 de marzo de 1997. El 17 de enero de 1999 debutó con los del castoreño en Acapulco (México). Tras un año y medio como novillero, tomó la alternativa el 12 de agosto del año 2000 en Beziers, con Enrique Ponce de padrino y José Tomás de testigo.

A partir de ahí, ha vivido una carrera plagada de éxitos en todos los países taurinos, que le han colocado entre los toreros más destacados de las dos últimas décadas.

Todo parece indicar que Castella seguirá ligado al mundo del toro, puesto que ya ha hecho público su interés por gestionar la plaza de toros de Beziers, su localidad natal, que este año dejó Robert Margé tras más de tres décadas.

Tras anunciar su despedida, las cifras le colocan entre los toreros más destacados de su época, con 1.214 corridas de toros, más de 2.400 toros lidiados, 1.480 orejas cortadas, 45 faenas de rabo, 23 indultos, 8 tardes en solitario, 5 puertas grandes de Madrid.

En Navarra, toreó tres tardes como novillero y sumó veinticuatro como matador de toros. Frente al utrero, comenzó su andadura navarra en Lodosa, donde cortó tres orejas, y en Sangüesa, plaza en la que desorejó al segundo de su lote. Al año siguiente, se presentó en Pamplona, el 5 de julio, y logró cortar una oreja.

Ese mismo año, temporada de 2000, se presentó como matador de toros en Navarra y lo hizo en la plaza de Cascante, donde saldó su actuación con tres orejas y se proclamó triunfador de este ciclo taurino.

A partir de ahí, hizo 16 paseíllos en San Fermín (33 toros lidiados, 9 orejas y una puerta grande, en 2010), dos en Sangüesa (2001, una oreja y 2003, dos), dos en Corella, ambas en 2003 (dos orejas en primavera y tres en septiembre), dos en Cintruénigo (2004, tres orejas y 2005, de vacío) y una en Tudela (2006, de vacío).

This entry was posted in Actualidad and tagged , , , . Bookmark the permalink.

Comments are closed.